Viajando con su gato?

Valora este artículo
(1 Voto)

Si se va de viaje es con su querido minino hay unas consideraciones a tener en cuenta:

1.- Por ningún motivo saque al gato de la casa cargándolo en brazos, aunque se trate de un animal manso, es posible que algo lo asuste y huya, en el proceso puede arañarlo y perderse o ser atropellado por algún vehículo. El dueño de un gato debe tener siempre una cesta, kennel o bolso donde transportarlo. En el mercado se consiguen innumerables estilos y modelos, para todos los gustos, bolsillos y tamaño de gato.

No confíe en una caja de cartón para su transporte, en primer lugar puede romperse por debajo cuando la levante, a causa del peso, y en segundo lugar si le da tiempo suficiente, un gato dentro de una caja puede causar estragos con sus afiladas uñas, y cuando vaya a ver, ya tiene un agujero hecho en la misma y del gato ni las huellas.

2.- Normalmente los gatos no ensucian durante los viajes, pero si el trayecto es largo, es preferible prevenir. Cubra el fondo con periódico, y sobre el una capa de material absorbente, puede ser lecho de gato, u otros, y cubra con otra capa de periódico y encima un paño suave. Una vez el gato este adentro cierre bien la puerta y asegúrela, para evitar el riesgo de aperturas imprevistas o de un gato muy listo que sepa abrir la puerta.

3.- Algunos gatos se asustan durante los viajes y maúllan todo el tiempo, en este caso sin sacarlo de la cesta, tranquilícelo hablándole agradablemente.

4.- Cuando llegue a su destino final, no suelte inmediatamente al minino, es preferible mantenerlo en el kennel, en un ambiente tranquilo, para que tenga tiempo para calmarse y adaptarse, después podrá dedicarse a explorar el nuevo lugar.

Consejos finales

Si pese a todas sus previsiones, su gato se marea en el carro, solicite a su médico veterinario algún medicamento para el mareo o los vómitos, estos pueden variar dependiendo del tamaño y especie de su mascota. Y si el viaje es largo y definitivamente su mascota no se hace a la idea de los traslados en carro, pueden suministrarle algún sedante suave, recetado por su veterinario que sabe cuál es el que le conviene y la dosis correspondiente a su edad y peso. Nunca lo auto medique.

Finalmente ubique algún médico veterinario cerca de la zona donde vaya a pasar sus vacaciones, siempre es posible que se presente alguna emergencia y es mejor saber de antemano donde puede acudir, que estar dando tumbos de aquí para allá con un animal en problemas.

Una buena preparación ayudará a su mascota a asumir los viajes como algo placentero y divertido haciendo que la familia puede disfrutar de viajes más tranquilos.

Visto 2474 veces

Ultimas revistas

Afiches para descarga

En Línea

Tenemos 111 visitantes y ningun miembro en Línea

Descarga Gratis

Manual de Primeros Auxilios para Mascotas

Suscríbete al Boletín

¿Quieres estar al día?

* Requerido
 

Lo más reciente

Lo más leído

Twitter

Nuestro Facebook